Seguro que muchas veces os habéis preguntado, sobre todo si sois principiantes en esta actividad, el por qué del uso de zapatillas con automáticos para pedalear en una bicicleta de ciclo indoor. ¿Acaso son necesarias?. -Pués no sé, mucha gente se pregunta. – Yo con mis zapatillas de running no tengo ningún problema, no entiendo por qué esta gente que está a mi lado lleva este tipo de calzado tan extraño y tan feo. Pues todas esas dudas y preguntas van a ser contestadas en esta entrada. Estad atentos y no perdáis detalle.

¿Por qué utilizar zapatillas específicas para ciclismo?

Es muy sencillo de contestar.

  1. Porque el pie queda firmemente sujeto sobre el pedal y no corréis ningún riesgo de que se os escape.
  2. Porque de esta manera la fuerza que vamos a ejercer sobre el pedal se va a transmitir en su totalidad y así conseguiremos que el ejercicio sea lo más cómodo y eficaz posible. Tened en cuenta una cosa, solo utilizamos 1/3 de nuestro pie para pedalear, si utilizamos zapatillas específicas para ciclismo, la zona de contacto se reduce a la mitad ,pero la eficacia aumenta de manera sustancial.
  3. Porque evitaremos entumecimientos en los pies debido a la presión de las cinchas del rastral, y por la debilidad de la suela de las zapatillas no específicas para ciclismo.

¿Qué zapatillas debo comprar?

Lo primero que hay que tener en cuenta es que existen diferentes tipos de zapatillas en el mercado para la realización de ciclismo, como por ejemplo, zapatillas para la realización de ciclismo de carretera o bien para montaña (MTB). Lo más normal es que en vuestras bicicletas de ciclo encontréis pedales mixtos, constituídos por dos zonas, una con cinchas o llamadas también rastrales, que se usan para fijar aquel calzado que no está preparado especificamente para ciclismo y por otro lado del pedal encontréis una zona específica para zapatillas con calas. El sistema de pedal automático que se utiliza habitualmente en las bicicletas de ciclo indoor  es del tipo SPD (es un standard creado por la compañía Shimano para calzado de ciclismo de montaña, aunque también se puede usar para ciclismo de carretera, si dotáis a vuestra bici de pedales compatibles con él). ¿Por qué esta explicación?. Pues bien es bastante habitual que los principiantes compren zapatillas equivocadas y pasen el mal trago cuando vean que su compra se ha ido al traste.

Consejo !!. Comprad vuestras zapatillas por lo menos 1 número mayor que el habitual de vuestro calzado de calle. Daros cuenta de que durante el ejercicio el pie puede hincharse y esto os provocaría malestar a la hora de pedalear durante largos períodos de tiempo.

la-foto-1

Una vez que hayáis conseguido vuestras nuevas zapatillas, suele ocurrir otro error muy habitual que seguramente a alguno de vosotros os haya ocurrido. ¿Dónde están las calas de mis zapatillas?. Jaja!!, sí que es habitual esto ¿verdad?. Las calas no vienen con las zapatillas, en la inmensa mayoría de los casos, por lo que deberéis adquirirlas aparte.

Bien ya tenéis vuestras flamantes zapatillas y os habéis comprado también vuestras calas. La primera impresión es. ¿Y que hago ahora yo con todo esto?. Te encuentras un monton de piezas, tornillos, arandelas y una llave. Pues bien desde CicloTecnic te vamos a enseñar como montar tus calas en tus nuevas zapatillas. Pon especial atención a nuestros consejos ya que un correcto montaje, dará lugar a que evites problemas posteriores a la hora de pedalear.

Poniedo nuestras calas.

Primero de todo vamos hacer inventario de lo que nos vamos a encontrar en la bolsita donde vienen las calas.

  • 2 calas (tienen forma triangular).
  • 4 tornillos allen con cabeza cónica.
  • 2 arandelas con 2 orificios cada una.
  • 1 llave allen del número 4.
calas-shimano-spd-sm-sh51

Estas son nuestras calas

Pueden venir incluso más accesorios, pero con los  que os citamos anteriormente es más que suficiente para realizar el montaje, por lo menos de forma standard.

Bien. ¿Lo tenéis todo?. Ah! y por supuesto tus zapatillas, punto importante.

El primer punto es quitar la tapa de la suela que cubre la zona donde vamos a atornillar nuestras calas. , esta tapa existe en la gran cantidad de modelos de zapatillas existentes en el mercado y su función es la de proteger la zona de instalación de las calas. En algunos casos puede venir atornillada y en otros a presión, esto depende de las zapatillas que hayáis adquirido.

A continuación veréis que existen 4 orificios para atornillar, en parejas de 2, sobre una chapa de metal que tiene movilidad entre la suela y el interior de la zapatilla, su función es la de poder atrasarse o adelantarse para posicionar verticalmente la cala sobre la zapatilla. Podemos utilizar la fila superior o inferior (luego veremos como elegir una u otra), pero de momento utilizaremos la superior.

zapatillas-exustar-mtb-esm324

En el segundo paso colocaremos la 1 de las arandelas que tenían 2 orificios, en la zona del orificio rectangular de la cala, (daros cuenta de que la arandela es más estrecha horizontalmente que el orificio de la cala, este juego nos permitirá posteriormente hacer el reglaje horizontal de la propia cala cuando esté ya montada sobre la zapatilla) . Las arandelas tienen posición, la zona del rebaje deberá quedar mirando hacia arriba para que al encajar el tornillo éste quede al ras de la cala. La cala también tiene 2 caras, la cara inferior se caracteriza por una serie de hendiduras o estrías que serán las encargadas de clavarse en la zona de plástico alrededor de los orificios de montaje, para de esta manera conseguir un agarre firme sobre la suela de la zapatilla. Poned especial atención en la posición de la cala, no la pongáis al revés, la zona que mira hacia los dedos del pie suele venir marcada con un triángulo serigrafiado en la propia cala, y si no, échale un vistazo a la imagen de abajo, con todo el conjunto ya preparado para su montaje, con los tornillos ya previamente preparados.

4524667075240

Conjunto de calas preparado para su montaje

Colocaremos a continuación todo el conjunto (cala, arandela y tornillos) sobre la fila superior de orificios de la chapa situada en la suela de la zapatilla, haciendo coincidir los orificios de la arandela de la cala, sobre los de la chapa de la zapatilla (acordaros de que vamos a utilizar la línea superior de orificios de la zapatilla). El paso siguiente sería ir apretando poco a poco ambos tornillos con la llave allen, hasta que el conjunto llegue a tocar la suela de la zapatilla, Ojo! no apretéis más porque a partir de este momento es cuando vamos a realizar el proceso más importante del montaje, que no es ni más ni menos que reglar nuestras calas.

1226e0d3

Montamos la cala sobre la suela de nuestras zapatillas y atornillamos pero no apretamos.

Comenzamos el reglaje.

La referencia para la altura a la que debes poner la cala es la del primer metatarsiano del dedo gordo de tu pie, Dicho de forma más coloquial a la altura del “juanete“.

calas

Si la fila superior de orificios no está a la altura de este punto, deberemos realizar el montaje sobre la fila inferior, pero lo normal es que se utilice la superior, esto dependerá del pie de cada individuo. A partir de este momento deberemos centrar la cala tanto horizontalmente como verticalmente (acordaros de que existía juego en ambos sentidos uno vertical, proporcionado por la chapa del interior de la zapatilla  y el otro horizontal originado por la arandela de la cala, al ser más estrecha).

El centraje de la cala debe realizarse antes de apretar los tornillos definitivamente. Y como punto de referencia tomaréis una línea imaginaria que defina el centro longitudinal de la planta del pie, como se muestra en la imagen.

rodilla5

Centrar la cala

Pues ya tenemos nuestras cala centrada y reglada, a partir de este momento comenzamos a apretar, pero con ganas hasta que oigamos una especie de “crack“, tranquilos, jaja!!, no se ha roto nada, simplemente es que las estrías de la cala han realizado su función y se han insertado sobre el plástico de la suela. Este punto nos advierte que ya no deberemos seguir apretando más.

Bien nuestro trabajo ha terminado, ahora sólo debemos de realizar la misma operación con la otra zapatilla.


Cuando tengamos nuestras zapatillas preparadas es el momento de entrar en el mundo de la verdadera forma de pedalear, y empezar a sentirse como un verdadero profesional. El meter la cala en el pedal es otra historia de la que ya hablaremos en otra entrada, ya que a veces puedes pasarte bastante tiempo para conseguirlo, pero si sigues nuestros consejos seguro que en un “plis”, lo conseguirás.

Hasta nuestra próxima entrada.

¡CicloTecnic cumple 100 entradas!
¿"Spinning", Ciclo Indoor?. ¿Cuál es la diferencia?
Comparte si te gusta
  • 24
  •  
  • 24
    Shares

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies